domingo, enero 20, 2008

Una historia


Quiero compartir con ustedes un extracto de un libro que acabo de leer y la verdad me encanto.... Espero que les guste, y que puedan escribir su interpretacion.....

Ahi les va....


Érase una vez un pájaro adornado, con un par de alas perfectas y maravillosas. En fin, un ave libre e independiente, para alegrar a quien lo observase. Un día, una mujer lo vio y se enamoró de él. Se quedó mirando su vuelo con la boca abierta de admiración, con el corazón latiéndole más deprisa, con los ojos brillantes de emoción. Lo invitó a volar con ella, y los dos viajaron por el cielo en completa armonía. Ella admiraba, veneraba, adoraba al pájaro.Pero entonces pensó: ” ¡Tal vez quiera conocer algunas montañas distantes!” Y tuvo miedo y envidia de la capacidad de volar del pájaro.Y se sintió sola.Y pensó: “Voy a poner una trampa. La próxima vez q el pájaro venga, no volverá a marcharse.”El pájaro, que también estaba enamorado de la mujer, volvió al dia siguiente, cayó en la trampa y fue encerrado en la jaula.Todos los dias ella miraba al pájaro. Allí estaba el objeto de su pasión, sin embargo empezó a producirse una extraña transformación: como tenía al pájaro, y ya no tenía que conquistarlo, fue perdiendo el interés. El pájaro sin poder volar ni expresar el sentido de su vida, se fue consumiendo, perdiendo el brillo, se puso feo, y ella ya no le prestaba atención, excepto para alimentarlo y limpiar la jaula.Un buen día, el pájaro murió. Ella se puso muy triste, y no dejaba de pensar en él. Pero no recordaba la jaula, recordaba sólo el día que lo había visto por primera vez, volando contento entre las nubes.Si profundizase en sí misma, descubriría que aquello que la emocionaba tanto de pájaro era su libertad, la energía de las alas en movimiento, no su cuerpo físico.Sin el pájaro, su vida también perdió sentido, y la muerte vino a llamar a su puerta. “¿Por qué has venido?”, le preguntó a la muerte.“Para que puedas volar de nuevo con él por el cielo -respondió la muerte-. Si lo hubieses dejado partir y volver siempre, lo admirarías y lo amarías todavía más; sin embargo, ahora necesitas de mí para poder encontrarlo de nuevo.”

12 comentarios:

Luis Alejandro Bello Langer dijo...

¿Y de qué libro sacaste este párrafo?

Debemos de maravillarnos de las virtudes de nuestros compañeros y aprovecharlas...no dejar que los temores de la postergación nos invadan; es casi como matar la gallina de los huevos de oro, en cierto sentido.

Nunca sabemos lo que tenemos hasta que lo perdemos. Saludos cordiales.

elalcaravan dijo...

buen texto y buena fábula, si realmente quieres a alguien, no tienes que encerrarlo ni atraparlo, si realmente esa persona te quiere aunque vuele va a estar siempre coneigo, como dice la fábula, si lo atrapas, pierde su encanto, todo se vuelve moótono, y la relación, sobre todo por los celos pasa por acabarse. buen texto.

El Peruano Dorado dijo...

Te invitamos a conocer a un personaje patético: Demian (1) Ferrante Kramer, el Peruano Dorado. El fracaso literario menos resonante de todos los tiempos. Estamos en http://ferrantekramer.blogspot.com(. Esperamos hacerte reìr un buen rato.

Patricio

PD: (1)... Quizás se convierta en uno de tus favoritos, como el de Herman Hermann hesse

Princessa dijo...

Que lindo, me encanto
Me puedes dar el dato del libro? Me encantaría leerlo.

Muchos besos

lolitas dijo...

holi holi buen texto me gusto mucho
cuidate besos ^^

bay :)

Dannitas dijo...

Muy lindo el texto...
muchas veces se cae en el error de querer atrapar algo para tenerlo cerca... es como el ejemplo de la flor, que una vez que la cortas se muere... porque necesita estar donde debe estar para así poder brillar!!!

Haber si después me ánimo y leo ese libro!!! un besito!!!

Danni

Rodrigo Acevedo dijo...

Lo que demuestra lo importante que es entregar libertad a quien amamos y, por cierto, recibir esa misma libertad de vuelta. Lindo texto.

Saludos y pase cuando quiera a mi blog.

el.yau dijo...

Un gran cantautor dice que uno conserva lo que no amarra ....

Muy buena historia.

Saludos.

Poliester dijo...

Que cierto eso.....cuando tenemos algo, tendemos a atraparlo para que no se vaya, sin entender que si está con nosotros, es porque quiere...no porque lo obligamos....
Bello texto....gracias

Cariños

Margarita Golf dijo...

Muy bello y esencial. Te he estado leyendo, pero para armarme bien la historia he empezado por el principio o (por abajo); creo que eres una mujer valiente.

Ahora me voy de vacaciones al campo, pero volveré y ya te leeré con más continuidad.

Hasta la vuelta,

Margarita (en vacaciones, ehhhh!!!)

Ceci dijo...

Muy lindo e interezante.. puedes pasarme los datos del libro?

Saludos :)

Cirujia Plastica dijo...

Muy lindo gracias por compartirlo, no vi si publicaste de que libro es por que me enamore del texto...
Saludos